Tener licencia de conducción se volverá un privilegio

Una nueva resolución entregada por el Ministerio de Transporte, que aún no está en vigor, reformará los precios de las licencias de conducción y agregará como requisito la presentación de un examen teórico – práctico. 

El 18 de febrero de este año se reunieron en Manizales, junto con el viceministro de transporte, alrededor de trescientas personas entre gerentes, administradores y dueños de centros de enseñanza automovilística con el fin de establecer las condiciones, características de seguridad y los rangos de precios al usuario para servicios prestados por los mismos. De esta reunión salió un borrador en el cual aparecía una resolución que aún no está en vigor. Los precios que aparecen dentro del rango de las tarifas superan el valor de un Salario Mínimo Mensual Legal Vigente, SMMLV, lo que perjudica no solo a personas de bajos recursos, sino a la población en general. 

El incremento de estos precios se da por la elevada accidentalidad que se presenta, sobre todo en motociclistas, «encontramos mucha gente en las calles que no poseen la técnica de conducción adecuada o desconocen las normas», dijo Reinaldo Páez, técnico en seguridad vial. Por estos motivos el viceministro de transporte considera que obtener la licencia debe ser un privilegio, que al parecer solo un grupo contado de personas puede alcanzar.

Obtener la licencia, en la actualidad, tiene un costo de $280.000 o $300.000 mil pesos y se debe presentar un certificado en el que constate que se realizó un curso práctico en algún centro de enseñanza automovilística. En la nueva resolución, como requisito fundamental sería necesario presentar un examen teórico – práctico realizado por las secretarías de tránsito.  

Según la nueva resolución entregada por el Ministerio de Transporte, el valor de las licencias quedaría así: 

Hay que aclarar que estos precios todavía no son fijos, la resolución aún no tiene número y está sujeta a nuevos cambios.

Los centros de enseñanza automovilística deben asegurar y certificar que todas las personas a quienes dictan clases salen aptos para conducir. Aunque el año pasado la accidentalidad vial se redujo un 67%, este año los accidentes no paran. A raíz de esto el gobierno va a reglamentar el examen teórico-práctico, que ayudará a que las personas que vayan a conducir sean óptimas para manejar un vehículo y de igual forma evaluará los centros de enseñanza automovilística para saber si están haciendo bien su trabajo.

El curso estará enfocado en crear conciencia y debe asegurar que las cifras de accidentalidad en Colombia se van a reducir en gran cantidad. Cuantas más personas preparadas menos accidentes.

Sí esta es la razón por la que el Gobierno y el Ministerio de Transporte decidieron incrementar los valores de las licencias de tránsito y exigir a los conductores un examen teórico-práctico, es de esperarse que dentro de unos cuantos años los accidentes en Colombia sean eventuales, uno que otro. Es válido, razonable y aunque el incremento sea mucho, será por una gran causa. Pero, ¿qué pasaría sí dentro de unos años, cuando la resolución este aprobada, los accidentes continúan, haya más muertos por imprudencia en las vías y sigamos ocupando el primer puesto en accidentalidad? Cómo respondería el Gobierno y el Ministerio de Transporte ante esto. La cuestión es esperar, respetar las señales de tránsito, realizar el examen teórico – práctico, aprobarlo y rezar para que los resultados sean los esperados.

Fuente

NUESTRA APP PARA IOS Y ANDROID

Play store App Store

You have Successfully Subscribed!